Category Archives: Cajas y estructuras

ARQUETA DE ROBLE Y CASTAÑUELAS DE CIRUELO

Arqueta de roble y castañuelas de ciruelo con sus borlas de hilo.

Arqueta de roble. Su madera es una madera dura y pesada, de gran densidad. Tiene anillos muy visibles y de color pardo. Es resistente a la humedad, uno de los problemas de la madera más comunes, por lo que ha sido utilizada para la construcción relacionada con los barcos, por ejemplo.

El roble pertenece a la familia de las fagáceas y hasta los 15 metros sin ramas, que empiezan a desarrollarse a esa altura. Crece durante décadas y puede vivir hasta 600 años, aunque deja de crecer antes, aproximadamente una vez han pasado 2 siglos. Sus hojas son caducas y el árbol produce flores cuyos frutos, las bellotas, maduran hacia septiembre.

La madera de roble es quizás, junto a la de pino, la más popular. Lo es por su excelente relación entre calidad, apariencia, resistencia y facilidad para trabajar. Es una de las opciones favoritas tanto para carpinteros como para consumidores.

Desde un punto de vista estético es para muchos la madera de referencia. Es imposible encontrar dentro de un catálogo de cualquier fabricante de suelos o tableros varios tipos de roble: envejecidos, blancos, naturales, oscuros… Encontrándose estos diseños además entre los más vendidos.

Existen importantes variaciones en el precio de la madera de roble. Estas se deben al tipo, disponibilidad, abundancia, etc. No es una madera barata, pero gracias a su abundancia y teniendo en cuenta su calidad, tampoco es excesivamente cara. Otras maderas con características similares tienen un precio significativamente superior.

Lo podemos encontrar en el Norte de Europa, en la mitad este de Norteamérica, Canadá,  Japón, Turquía, Norte de África o Ásia Menor. En el caso de España, la mayores poblaciones las encontramos en el norte de la península (Galicia, Cornisa Cantábrica y Pirineo).

La distribución del roble en España lo sitúa en la zona atlántica. Es común en toda la zona de Galicia, así como en la cornisa cantábrica y puede encontrarse también en la zona del Pirineo.

El color del roble varia de los marrones claros a oscuros, pasando por tonos blanquecicos, rojizos o amarillos. Existen muchas especies, cada una de ellas con particulares tonalidades de color.Es una madera resistente y relativamente densa. Entre los 700-770 kg/m3 de densidad con un grado de humedad del 12%.

Su fibra recta y grano medio.Tiene una buena resistencia a la humedad. De hecho el roble fue utilizado durante siglos para fabricar barcos.

Es resistente frente a hongos y medianamente frente a las termitas.

Fácil de trabajar. Tanto en el aserrado como en el cepillado los inconvenientes son los derivados de su dureza. Fácil clavado y atornillado.Puede dar algún problema de encolado con colas alcalinas.Buen acabado con barnices y/o pinturas. Secado lento. Existen riesgo de fendas y ligeras deformaciones ante un mal secado.

Esta arqueta de roble mide 25 cm de larga, 20 de ancha y 9,5 de alta. Es madera vieja, de usos anteriores. Está trabajado a mano, tanto las molduras como las cenefas. La tapa, en su cara superior, presenta un trabajo en taracea de figuras geométricas de distintas maderas, nogal, haya, sapelli, roble, coral…

Su contraportada, también en taracea, con el nombre de la destinataria, mi hija, que aún no disponía este trabajo realizado por su padre.

Las castañuelas son de madera de ciruelo con unas tonalidades rosáceas que le dan una finura y colorido muy especiales. Sus borlas, tan vistosas, han sido confeccionadas por su madre con mucho amor.

Portada superior de rombos

Cara superior de la tapa

Estuche de madera de castaño para castañuelas

Cajas de madera de castaño y roble para castañuelas

Este principio de año he estado elaborando este estuche de madera de castaño para alojar las castañuelas que voy ha construir para una persona muy especial y muy apreciada. Mide 25 cm de larga, 20 de ancha y 8 de alta.

La cara superior es de castaño con una mariposa en taracea, el frente con una greca a modo de faldón de corredor maragato bajo la moldura superior y una cenefa en su parte inferior. La contraportada, en taracea, presenta las iniciales de la destinataria.

La madera de castaño es reconocida entre los profesionales por sus nobles cualidades:
Elevada durabilidad natural: su composición química con alto contenido en taninos y su baja permeabilidad le confieren gran resistencia a la podredumbre en el exterior y a los xilófagos en el interior. El mejor exponente de esta durabilidad lo encontramos en los hórreos, muchos con más de 300 años de antigüedad.

Gran estabilidad dimensional: Es una de las maderas mas estables, es decir, poco nerviosa. Esta característica es especialmente ventajosa en trabajos donde la madera va a estar sometida a grandes variaciones de humedad y temperatura, como es el caso de las ventanas, puertas y tarimas.

Medianamente densa, lo que en elementos como ventanas o puertas supone una gran ventaja al sufrir menos los elementos de que se suspenden.

Belleza: Estéticamente muy atractiva, encaja bien tanto en ambientes rústicos como modernos. Es más cálida que su homólogo el roble y gana en belleza con el paso de los años.
El castaño ha sido la madera tradicionalmente empleada en el norte de España, Portugal e Italia para la construcción, carpintería y fabricación de muebles. En estos lugares hoy en día sigue siendo muy apreciada, por encima del roble y el iroko.
EL ÁRBOL:
De distribución circunmediterranea, llega por el este hasta el Cáucaso, por el norte alcanza el centro de Europa y baja hasta montes del norte de África. En España se encuentra en las zonas húmedas del norte, así como en algunas zonas del centro y Sur de la Península.

Aunque siempre se ha pensado que el castaño fue introducido en la Península Ibérica de mano de los Romanos, datos palinológicos (polen fosilizado) del cuaternario recopilados en la mitad norte peninsular, han revelado que esta especie formaba parte de la flora de aquella época. Eso sí, los romanos fueron responsables de su amplia propagación, fundamentalmente por su fruto.

Es un árbol de gran desarrollo que puede alcanzar los 30 m. de altura. Porte erecto o semierecto. Rápida formación del duramen, características que lo distingue de otras especies. Sistema radical profundo. Tienen un a gran longevidad pudiendo sobrepasar 1000 años de vida.

El castaño proporciona fruto, madera, sombra y enriquece las condiciones del suelo en el que vive, además de crear uno de los bosques más bellos que existen. Las excelentes características de su madera dieron lugar a que fuera ampliamente utilizada para los más variados usos. Se ha empleado tradicionalmente para la construcción (pontones y vigas), carpintería interior y exterior, toneles, barcas, postes y hórreos. Con las varas más finas de este árbol se fabrican cestos. Siempre ha sido muy apreciada para la elaboración de muebles, chapado fino o ebanistería en general. Otra aplicación ha sido el aprovechamiento de sus taninos en la industria de los curtidos.

En la actualidad, el castaño es una de las especies forestales más importantes y apreciadas por la calidad de su madera y sus múltiples aplicaciones.
LOS TANINOS EN EL CASTAÑO:
Los taninos, conocidos también por ácidos tánicos, son glúcidos con propiedades colorantes y antioxidantes. Se encuentran en el interior de la madera, y en contacto con el agua se pigmentan.

La madera de castaño muestra un alto contenido en taninos en su composición química. Esto, junto con su baja permeabilidad, le confiere gran resistencia a la podredumbre en el exterior y a los xilófagos en el interior y por ello tiene una elevada durabilidad natural.

 

 

Taracea con mariposa

Cara superior

Caja de madera en taracea (XII)

Caja de madera con sus caras decoradas en taracea

Esta caja la construí para un familiar en los años ochenta. Es de madera de nogal toda ella. El frente representa en taracea el corredor de la casa familiar, en Andiñuela de Somoza (León), los laterales, figuras clásicas de hojas y la parte posterior, dibujos geométricos. En la portada de la tapa se halla representada la casa familiar desde la calle Grande; en la contraportada, las dos letras del nombre del destinatario. Fue mi primera obra en madera, de aquí partió mi afición a estos trabajos.

 

Portada con calle Grande de Andiñuela

Portada de la caja y frente

Caja de castañuelas (XI)

Caja de nogal con motivo floral en taracea y castañuelas.

Hoy os presento una caja de nogal con castañuelas maragatas que realicé hace tres años para una amiga.

Es totalmente de nogal con elementos decorativos maragatos.

La portada, en taracea, la decoré con un ramo de pensamientos y la contraportada, con las iniciales dentro de dos rombos entrecruzados.

Las castañuelas, trabajadas en madera de manzano, llevan las iniciales de la amiga grabadas.

Estos estuches llevan muchas horas para su elaboración. Comienzo eligiendo y preparando el diseño en papel. Busco la madera apropiada y doy comienzo a su preparación: mido y rayo las piezas teniendo en cuenta los croquis realizados, sierro las distintas partes y preparo los encajes de las esquinas. Una vez ajustados los distintos elementos, los encolo junto con las bases, inferior y superior. Seguidamente corto las distintas piezas de las flores en la base de nogal en este caso, y voy dando forma a las flores que termino incrustando en la base, todo ello unido mediante cinta adhesiva. Una vez acabada la taracea, pego el conjunto sobre una tabla ya preparada. A continuación la fijo en la tapa y termino preparando la moldura exterior que le sirve de marco. Para finalizar preparo las cenefas y las patas, que una vez elaboradas inserto en sus lugares respectivos.

Caja de nogal en taracea

Conjunto y vista anterior

Estuche y castañuelas con sus lazos (X)

Cajas de castañuelas maragatas y sus lazos

Hoy presento dos cajas de castañuelas, la primera preparada en madera de nogal y la segunda de cerezo.

En ambas la decoración es similar, inspirada en los motivos decorativos maragatos.

La portada de la tapa, en el primero, presenta la vista en taracea de Chana de Somoza (León) desde la carretera que viene de Astorga (León), enmarcada por una franja de nogal rematada por una moldura, y bajo ésta, en las cuatro caras, lleva una orla en la misma madera. En la segund, la parte superior tiene la forma de trapecio isósceles descansando sobre su base mayor. Tanto sus bisagras como su cierre, están hechos de madera de nogal negro. La tapa de éste último presenta en el borde superior una moldura realizada a mano.

El faldón inferior de ambas tiene la decoración típicamente maragata, muy corriente en sus corredores.

El interior del primero, en taracea, realicé una composición con un corredor maragato y las iniciales del destinatario, en el segundo preparé un motivo geométrico, tanto en su contraportada como en la parte inferior del estuche, donde aparece la inicial.

Estuche para castañuelas

Conjunto de la caja con paisaje en taracea

Caja y sus castañuelas maragatas (IX)

Caja de madera de nogal con mariposa en taracea

Aquí os presento la caja realizada totalmente en nogal y las castañuelas de morera. Los herrajes (bisagras, broche y tirante) son de latón

El dibujo de la portada se ha resuelto en taracea con una mariposa en distintas maderas y rodeado con un marco de nogal con moldura.

En la contraportada, también en taracea, se ha representado la luna con el nombre de la niña, nuestra nieta.

Las castañuelas, de morera, con las iniciales de la niña y las borlas maragatas preparadas por su abuela.

Mariposa en taracea

Portada con mariposa

Estuche de madera de manzano y castañuelas de ciruelo (VII)

Estuche de Jimena, castañuelas de ciruelo y borlas maragatas

Caja de madera de manzano. La portada de la tapa presenta en taracea el nombre en nogal sobre madera de haya con marco en manzano.El faldón que rodea a sus caras presenta una decoración particular. Los herrajes son todos de latón.

Las castañuelas están construidas en madera de ciruelo con las iniciales grabadas. Las borlas, típicamente maragatas, están elaboradas con hilo de seda de distintos colores y son obra de mi esposa para nuestra nieta.

 

Portada de la tapa en taracea

Superficie superior de la tapa

Estuche en marquetería de castaño (VII)

Trabajo de marquetería en castaño y nogal

Una de mis primeras cajas. Es de castaño y la marquetería de nogal. Las distintas caras laterales están ejecutadas imitando puertecitas, con los marcos en castaño y los entrepaños en nogal con las piezas incrustadas. La parte superior de la tapa, en marquetería de nogal enmarcada en castaño.

En el interior preparé tres cajitas, una aprovechando otra de puros con grabaciones para la tapa y otras dos más pequeñas, para las cerillas y para cigarros.

Frente de cuatro puertecitas

Frente

CAJA ESPECIAL PARA CASTAÑUELAS

Hace unos años me propuse construir una caja especial para cada uno de mis familiares muy apreciados.

Aquí tenemos una, que como las tres mide 27 cm de larga, 20 de ancha y 9 de alta.

El frente lo construí en taracea con el corredor maragato familiar, los costados con el paisaje contemplado desde él; la parte superior de la tapa, con la fachada de la casa dentro de una bonita orla; la contraportada, con las iniciales del destinatario con una cenefa; la parte inferior del estuche, mis iniciales. En el interior preparé dos bandejitas con asas de nogal, que ahora alojan sus castañuelas. Las maderas empleadas son muy variadas (haya, pino, nogal, sapeli…), según era necesario en la creación de los paisajes.

Corredor

Corredor

Estuche y castañuelas (VI)

Esta cajita para las castañuelas está construida en madera de morera con una taracea en la tapa superior con las iglesias de Chana de Somoza y Andiñuela (León). La base en nogal clara con la inicial en nogal negra. El estuche lleva un faldón con una cenefa maragata y el interior una composición de nogal, tanto en la parte superior como en la inferior.

Estuche en perspectiva

Estuche en perspectiva